17 feb'20

Cómo mejorar tu reputación online

Hoy vamos a profundizar un poquito en un concepto importante para cualquier empresa.

Pero antes de nada, ¿Qué es la reputación online?

Reputación online –llamada también digital– es lo que la gente dice sobre la marca en los distintos medios como redes sociales, blogs, páginas informativas, etc.

No deberíamos pasar por alto la relevancia que tiene construir una buena reputación online de nuestra marca. Es clave que nuestra reputación transmita valores de confianza para lograr sus objetivos. Si no lo hacemos podemos vernos inmersos en una situación crítica que será difícil salvar.

Se divide en dos tipos de acciones:

Gestión preventiva o creativa

Es importante ser conscientes de la importancia que tiene. Todos los días dejas tu huella en internet. Por eso, es indispensable contar con una estrategia para mejorar la confianza que los usuarios tienen en tu marca cuando indaguen por internet.

Gestión curativa

Es el tipo de acción que se realiza cuando tenemos una reputación negativa. Puede ser en un medio o de una forma mas generalizada. En este caso, se deberá seguir una estrategia mucho mas exhaustiva para poder minimizar o contrarrestar el impacto negativo.

Saber gestionar una crisis a tiempo puede mejorar la imagen de la marca incluso más que un comentario positivo. En este punto, debemos ser muy autocríticos porque de nada sirve intentar limpiar la imagen de marca si el problema que la ha ocasionado sigue activo en la empresa.

¿Cuáles son las principales acciones que deben llevarse a cabo?

  • Trabajar las redes sociales más relacionadas con tu público objetivo.
  • Generar contenido valioso, tanto en tu web como en la de otros que te permitan subir contenido.
  • Trabajar el posicionamiento natural de tus contenidos.
  • Monitorear la marca para saber como está funcionando la estrategia de reputación online o poder anticipar si se acerca una crisis antes de que sea demasiado tarde.
  • Negociar y escribir en los portales que contienen la información negativa. Esto es importante hacerlo siempre que tengamos resuelto el problema que ocasionó la crisis. De lo contrario, podría generar un enfado aun mayor.
  • Escribir a Google.

Estas son algunas de las acciones recomendables para mejorar o corregir nuestra reputación
online. También es conveniente que consultes con una buena agencia para que te pueda asesorar
o, incluso, gestionar este punto para asegurarse de que sigues los pasos adecuados.
Debemos tener en cuenta que cada caso es un mundo y que lo que funcionaría para una empresa
o una crisis, no tiene porqué funcionar a otros. Asi que astucia, ánimo y ¡a por ello!

Ismael Martinez
Ismael Martinez
21 sep
La vuelta de vacaciones suele ser un momento similar al inicio...
14 sep
Se puede pensar que ante la crisis los consumidores nos volvemos...